La Hora :: Ecuador :: Noticias Nacionales e Internacionales

Viernes, 23 de Junio de 2017

Ediciones Anteriores

Ingrese Aqui

Regionales:

Intercultural

El platillo ancestral de los tsáchilas es el mele lukupi

Domingo, 12 de Marzo de 2017

MÚSICA. La marimba es uno de sus instrumentos más destacados.

 

Este platillo se ofrece durante las festividades a los invitados. Su elaboración ha trascendido en el tiempo.


Los tsáchilas son un grupo étnico que está distribuido en varias comunas ubicadas alrededor de Santo Domingo de los Tsáchilas. Se los conoce comúnmente como ‘Colorados’ debido a su costumbre de teñirse el cuerpo y su cabello con achiote.

 

Esta nacionalidad tiene una identidad bien marcada por varias de sus costumbres, entre las que resaltan: el vestido, la pintura corporal y su lengua nativa, el tsafiki, la cual perdura sin importar el tiempo. Pero lo más sobresaliente de su cultura es la sabiduría y los poderes de curación de sus ponés o shamanes.

 


Una de sus fiestas tradicionales es el Kasama, que tradicionalmente se constituye en una gran reunión a la que asisten todos los miembros de las diversas comunas para reencontrase con sus raíces, saludar a su familia, intercambiar sentimientos de prosperidad y amistad y compartir la alegría del nuevo periodo.

 


Mediante esta se marca el inicio de un nuevo año. Se la hace los días jueves y viernes de Semana Santa, constituyéndose en un despliegue de cultura, tradición y costumbres que en los últimos años se ha convertido en un gran atractivo turístico.

 


El Atlas Alimentario de los Pueblos Indígenas y Afrodescendientes del Ecuador menciona que el plato propio de esta conmemoración es el mele lukupi.

 


Daniel Sánchez, experto en gastronomía, asegura que esta ‘receta’ para los tsáchilas es muy especial.

 

 



Milenaria

 


El mele lukupi es muy apetecido por los tsáchilas, esto se debe a que sus ingredientes son naturales. Algunos nativos comentan que sus abuelos lo elaboran desde que eran nómadas. Es una tradición de varias generaciones.

 


Consiste en un caldo cuyo principal ingrediente es el puerco saíno, animal silvestre que antiguamente los tsáchilas consumían, hoy en día es muy poco su ingesta porque la especie es escasa en esta región. “Lo conseguimos a través de los compañeros chachis que habitan en Borbón, Esmeraldas, ellos nos traen”, afirma Andrea Calazacon, tsáchila.

 


Para prepararlo, la carne debe pasar por un proceso determinado, primero se realiza el secado de la misma (de dos a tres días, sobre la braza del carbón).

 

Luego se la cocina para hacer un caldo al que se le añade verde rallado, sal y manteca. El resultado final es una sopa con espesor. A esta ‘receta’ la acompañan con su bebida tradicional que es el malá (jugo de caña) o con el pascó (maíz molido) que se lo conoce como chicha.

 


Sánchez añade que el plátano verde es muy beneficioso para la salud, pues previene la hipertensión arterial al poseer una alta cantidad de potasio. Dice, asimismo, que en la sopa se encuentran las vitaminas del grupo B, esenciales para que el músculo del corazón produzca la suficiente energía que necesita el cuerpo durante el día.

 

 



Como conserva

 


Los tsáchilas acostumbran a asar sus preparados para garantizar que el producto pueda conservarse con el paso de los días, en especial para llevar consigo en las caserías. “El mele lukupi es uno de los ejemplos más claros de los alimentos típicos de los habitantes de Santo Domingo, que por su sabor y preserva, mantienen su forma de preparación tradicional” asegura el experto.

 


También, esta etnia tiene dentro de su gastronomía a la guaña, un pescado que puede ser preparado en sopa, ahumado o incluso en tamal. Además, está el mayón o gusano de chonta, acompañado de ‘pa ka’ de pescado y chicha de maíz. (MLY/DA/INTERNET)

 

 




 

CONOZCA. La preparación se la hace ahumada y de esa forma no pierde sus nutrientes.


Un personaje muy relevante

 


° Los tsáchilas son considerados uno de los pueblos con más conocimiento médico vegetal en las Américas. El poné o shamán es un hombre religioso, considerado como una gran autoridad y un ministro sagrado. Viaja hacia distintas dimensiones, recorre el cielo, la tierra y los mundos subterráneos para visitar al dios ‘Pipowa’ y ofrecerles una serie de presentes en nombre de su nación, para luego ir en busca de la persona enferma cuya alma o cuerpo ha sido apresada por las fuerzas del mal y de enfermedad.

 


Asimismo viaja como guía del alma de un muerto para acompañarlo hacia otro nivel donde descansará en paz y finalmente, para enriquecer su conocimiento mediante el trato con sus espíritus superiores. Él conduce a su familia y nación en el camino del bien para liberarla del miedo y de la ambición. Con el adecuado manejo de sus conocimientos los lleva hacia el conocimiento de lo sagrado. Como un hombre de medicina, en sus ceremonias usa una amplia variedad de recursos naturales como son las plantas, los animales o los minerales, que combina con sus habilidades Psíquicas. Uno de los más finos ejemplos de su medicina es el “Nepi” un brebaje de efecto narcótico, que desnuda al paciente de sus barreras psíquicas y lo libera de sus miedos, haciendo posible que el shamán mire con claridad su alma y perciba con frescura la condición de su cuerpo.

 

 



Algarabía con la marimba

 


° La marimba es uno de los instrumentos musicales que utilizan los tsáchilas y está hecha de maderas de bambú y chonta. Para organizar una fiesta en el caserío se forman los grupos expertos en cada actividad con una anticipación de 15 días.

 


Se organizan de tal forma que a algunas personas se las designa ir de cacería de animales, otros a la pesca. Permanecen de cuatro a cinco días en la montaña. Asimismo, cuando el jefe de familia invita a la comunidad a la construcción de la casa cuenta con la participación de jóvenes, adultos, ancianos hombres y mujeres.

 


En la celebración de una de las conmemoraciones de la comunidad tienen la costumbre de compartir chicha, comidas en abundancia y también música. Dura, por lo general, de dos a tres días.

 

 


Producción agrícola

 


° El plátano es su principal producto del que cosechan diversas variedades.

 

 

Además cultivan yuca, cacao, maní, caña de azúcar, café, ñamé, camote, pimienta, ají, achote y calabazas. También las diversas frutas como la piña, la chonta, la papaya, el coco, la guaba y el zapote.

 

 



Economía

 


° La caza, la pesca y la recolección eran las principales actividades de su economía de subsistencia. Ahora participan de la economía de mercado mediante la ganadería, la comercialización del plátano, el cacao, el café, el ecoturismo, además de la práctica de la medicina tradicional con fines comerciales.


 

 

Otras noticias de Intercultural

Visítanos también en:
Visita La Hora en FaceBook
Visita La Hora en Twitter