A denunciar a envasadoras de agua clandestinas

ENE, 15, 2021 |

VIGILANCIA. Las envasadoras de agua que no cumplen con las condiciones de higiene son clausuradas.

 Descargando la aplicación del Arcsa se pueden hacer los reportes. Las multas para los incumplidos llegan a $4.000.

Si en un bidón o botella de agua encuentra un sabor extraño, gusarapos u otros agentes patógenos que atenten a su salud, debe comunicar a la Agencia de Control Nacional de Control y Regulación Sanitario (Arcsa),  para que los técnicos realicen el control a fin de garantizar que el producto cumpla con las normas sanitarias y esté apto para el consumo humano.

Angie Castillo suele comprar agua en bidones para tomar, dice que cuando escasea el agua potable en la ciudad de Esmeraldas, la utiliza para preparar los alimentos y para el aseo personal de su familia. Durante el tiempo que lleva consumiendo no se ha interesado por comprobar si los bidones tienen Registro Sanitario, tampoco ha  preguntado dónde y cómo la envasan.

Lo cierto es que asegura no haber hallado nada raro en el líquido vital.  A diferencia de Maruja Sánchez, que dejó de comprar porque en una ocasión encontró restos de tierra.

 

Multa y clausura

Para garantizar que las plantas de agua cumplan con las normas sanitarias, los técnicos de la Arcsa realizan operativos de control de manera sorpresiva en el cantón Atacames. Este trabajo es parte del catastro de control que se desarrolla en diferentes fechas y lugares.

De acuerdo con Janela Tutivén, técnica de este organismo, estos controles permiten identificar las plantas que cumplen o no  con las normas higiénicas sanitarias de infraestructura, personal y manipulación del producto.

Cuando una planta de agua no cumple es sometida a un procedimiento administrativo donde su representante tiene que comparecer a una audiencia de juzgamiento por incumplir las normas higiénicas sanitarias estipuladas en el artículo 146  de la Ley Orgánica de Salud, y deberá responder a una sanción de  hasta con 10 salarios básico (4.000 dólares), pero no son clausurados.

El cierre lo realiza la Intendencia General de Policía o comisarías que tienen la potestad. Sin embargo, deben incluir las recomendaciones de la unidad de control.

En las parroquias Tonsupa y Same del cantón Atacames, la Intendencia de Policía clausuró dos locales por no contar con Registro Sanitario, tampoco tenían los documentos habilitantes para funcionar, ni las condiciones de higiene para realizar en envasado; lo que desencadena en un alto riesgo de contaminación microbiológica en  las personas que consumen el agua embotellada al punto de llegar a sufrir patologías digestivas, comentó la Técnica de la Arcsa.

 

Las ilegales

Agrega que el mayor inconveniente se presenta en las embotelladoras que funcionan de manera irregular, y que ofrecen el producto sin cumplir con las especificaciones sanitarias.

“Cualquier persona puede llenar las botellas de la llave de su casa, lo sella y lo comercializa, por lo general quienes hacen este trabajo clandestino no retira la etiqueta de las envasadoras que sí están regularizadas, impidiendo que el consumidor se percate de la anomalía”.  

Los operativos también lo realizan en mercados municipales, farmacias  y todos los locales que ofertan productos para el consumo humano.Por eso  exhorta a la ciudadanía que al percatarse de este tipo de plantas denuncie. Sólo debe abrir la página y en el aplicativo Arcsa móvil,  colocar la dirección, qué tipo de agua se ofrece, qué halló, el nombre del denunciante se mantiene en el anonimato.  Luego los técnicos toman muestras  para hacer controles microbiológicos y con los resultados  realizan  los procesos administrativos  que pueden terminar en el cierre definitivo. (MBC)


¿Cuándo no consumir el  agua de bidón?


Revise  la etiqueta del envase, si no coincide  con la del sello, es mejor no consumirla.

Si encuentra en los bidones organismos vivientes como gusarapos.
 
Si el agua tiene un sabor diferente y extraño
Si el bidón tiene lama o moho.

El agua de los bidones puede estar más contaminada que las botellas. 

En el aplicativo Arcsa móvil ingresa el Registro Sanitario de la etiqueta y obtendrá la información.