Secciones   /   Policial

‘Sacapintas’ los cazaron dejando sangre y dolor

OCT, 18, 2019 |

Detalles. El vehículo fue disparado cuando se encontraba en movimiento y terminó encunetándose.
Suceso. Una de las testigos habló con los investigadores y contó todo lo ocurrido.
Lamento. Durante el traslado de la víctima hasta el hospital de Babahoyo, sus compañeros de labores se mostraron consternados.
Caso. La víctima laboraba en una exportadora de cacao en Quevedo y deja cuatro hijos en la orfandad.
Detalles. El vehículo fue disparado cuando se encontraba en movimiento y terminó encunetándose.

Redacción VENTANAS.

El propósito de proteger un dinero que llevaba desde Quevedo hasta Ventanas le costó la vida a Óscar Emigdio Pinargote Loor, la mañana de ayer.

Y es que todo ocurrió cuando se movilizaba a bordo de un vitara tres puertas junto a su compañera Doris Hidalgo y al llegar hasta la altura del recinto Lechugal, jurisdicción del cantón Ventanas, fueron interceptados por cuatro maleantes.

Según la testigo, fueron dos sujetos a bordo de una motocicleta que se colocaron del lado del chofer (Pinargote) y lo obligaron a detener la marcha; sin embargo, otros dos se colocaron del lado de ella y procedieron a romper el vidrio para amedrentarla.

En ese momento, y aún con los vehículos en circulación, los antisociales hicieron dos detonaciones que impactaron en la cabeza de Pinargote, lo que hizo que perdiera el control del carro, dañándose la llanta del lado izquierdo, quedando encunetado a un costado de la carretera Estatal 25.


Auxilio

Fue en ese momento que la sobreviviente se habría agachado para evitar ser disparada por los sujetos, quienes insistían en que le entregaran el dinero que llevaban pero ante la negativa solo se llevaron las pertenencias personales y huyeron.

Luego del suceso, y cuando al fin todo estaba en calma, la mujer salió hasta la carretera para pedir auxilio, siendo en ese momento que lograron contactarse con el ECU-911 para que derivaran equipos de auxilios.

Los primeros minutos del hecho fueron transcendentales, por lo que el ciudadano aún agonizante fue llevado de emergencia hasta el hospital Jaime Roldós Aguilera del cantón Ventanas, donde le prestaron los primeros auxilios.

Allí, según indicó el coordinador del área de emergencia y auditor médico, William Baños, la víctima presentaba dos impactos de bala en el lado derecho de la cabeza con orificios de cinco centímetros, solo de entrada.

“Aquí lo entubamos y se le pasaron líquidos electrolíticos para la mejoría. Presentaba exposición ósea (masa encefálica), le hicimos compresión para que no siga sangrando. Estaba no reactivo y muy poco colaborador”, detalló el galeno, refiriendo a que estaba en muy malas condiciones.

Ante este hecho, el paciente fue derivado bajo protocolos hasta el hospital del IESS en Babahoyo, con toda la información necesaria.


Traslado

Ingrid Pinargote, hija de la víctima, informó en horas de la tarde que su padre no resistió la atención médica y murió. Contó que  fueron informadas del hecho a través de una llamada telefónica.

Detalló que inicialmente creían que se trataba de un accidente de tránsito pero luego les informaron que se trató de un delito de asalto y robo. Además, recalcó que su padre no tenía enemigos por lo que se descarta que haya sido producto de una venganza.

El hombre laboraba desde hace 16 años como calificador de cacao, en la exportada Manobanda del cantón Quevedo, pero también colaboraba con la agencia que se encuentra en Ventanas.

Deja en la orfandad cuatro hijos, tres mujeres y un varón. Una de ellas es la directora Distrital de Educación del cantón Buena Fe, Miriam Pinargote, con quienes sus compañeros de labores se han solidarizado a través de las redes sociales.

El cuerpo de la víctima iba a ser trasladado desde el cantón Babahoyo, tras la autopsia de ley, hasta el cantón Quevedo donde se tenía previsto realizarle una capilla ardiente y su posterior sepultura.


Situación

De acuerdo con la versión policial, la víctima junto a su compañera de labores viajaban desde el cantón Quevedo transportando aproximadamente 4 mil dólares con destino a la agencia de la Exportadora Manobanda, ubicada en el centro del cantón Ventanas.

Este tipo de viajes, según la Policía, era frecuente por los empleados, por lo que se presume que los antisociales ya les habían marcado los pasos.

Un allegado a las víctimas detalló que los ciudadanos ya habían sido víctimas de la delincuencia hace aproximadamente un mes y un día. Además, hace dos semanas habrían sufrido un accidente de tránsito en donde salieron ilesos. (MZA/NDA)

Evidencias

Durante las labores investigativas, que se realizaron en el sitio de los hechos, la Policía halló tres casquillos de bala detonados.

Los parabrisas de los carros habían sido rotos con las armas de fuego.