Desempleo apátrida

JUL, 12, 2020 | - Por SARA SERRANO ALBUJA

“Prisión para los corruptos trabajo para el pueblo”, es una consigna contundente que muestra la conexión irrefutable entre el desempleo y la corrupción, es la inacción institucional con autoridades apátridas codiciosas que no se conduelen de las familias desempleadas y vulnerables.

Mientras los hogares siguen llorando la angustia económica del desempleo y las pérdidas de vidas humanas, las noticias  han dado cuenta del entrenador de Daniel Salcedo, Abraham Muñoz,  quien vendía a mil dólares medicinas prohibidas para su venta que habían sido donadas por una farmacéutica alemana. Corrupción es delincuencia organizada, monopolio público o privado, cooptación, conciliábulo  de complicidades, voracidad.

En Ecuavisa, el periodista Hernán Higuera ha develado los alcances de la corrupción incrustada en el ámbito universitario; detrás de la mora de más de 7 millones que adeuda la Universidad Tecnológica Equinoccial al IESS,  han salido a la luz pública, en varios medios de comunicación, los centenares de despidos en esa casa universitaria, salarios impagos, cierre de carreras y direccionamiento de recursos y proyectos no consultados.

¿Estuvo de acuerdo la comunidad universitaria con estas decisiones? La autonomía universitaria responsable implica fiscalización, lo dice la LOES, su fin estricto es la educación y no los intereses individuales o corporativos.  Inconcebible  es que en plena crisis las decisiones apátridas abran de par en par las puertas a todo vulnerando más al escuálido empleo.

La CAPEIPI  pidió la derogatoria de la resolución  004 del COMEX  que influyó en el aumento del 2.700% a la importación de ropa de tela y fieltro, según Marcelo Larrea, portavoz de la CAPEIPI.  Se espera la derogación de la resolución 105 del SERCOP que “permite la importación directa sin la verificación de la producción y oferta nacional de productos requeridos para atender la pandemia”.  Quito la ciudad con mayor desempleo sigue necesitando Alcalde: Las oficinas de Quito Eterno y los artesanos de la Escuela Quiteña sufrieron robos. Quito en acefalía.

[email protected]

COMENTA CON EL AUTOR

[email protected]