Llano Chico, un pulmón en la ciudad

NOV, 26, 2005 |

Una parroquia extensa que alberga en su regazo a varios barrios rurales de la ciudad. El espíritu popular y la organización son sus características.


"Pocas veces conocemos sobre la historia de los lugares que nos vieron nacer, jugar, caernos, enamorarnos, llorar, en fin, toda una vida casi hecha que transcurrió con el paso del tiempo y en un espacio físico que tiene mucho de uno y uno tiene mucho de él?.

Con estas palabras don Pedro Simbaña trata de expresar el sentimiento de identidad que hay entre las personas y su territorio, y es que a pesar que Llano Chico es una parroquia citadina, su gente y su estilo de vida se desarrollan en un ambiente comunitario, que aún no deja de lado algunas prácticas sociales propias de la identidad nacional, como la agricultura.

La actividad económica que algunos moradores todavía conservan son la crianza de animales como cuyes, conejos, gallinas o cerdos y la siembra de algunas plantas medicinales y alimenticias. Claro que las condiciones geográficas y climáticas del lugar favorecen al mantenimiento de esta actividad.

También se podría afirmar que Llano Chico constituye un pulmón de la ciudad, porque ahí hay mucha naturaleza, plantaciones de árboles de pino, y es una reserva de los kindes, aves que por sus hermosos colores atraen mucho a la gente.

Desde el barrio Santa Teresita se puede observar desde Calderón, Zámbiza hasta al majestuoso Cayambe. "Es uno de los mejores miradores de la ciudad, ya que se puede observar una bonito espectáculo y cuando está despejado el paisaje es impresionante", dijo Pablo, un morador del sector.

Algo de historia
Llano Chico al inicio fue habitado por diversos asentamientos indígenas. Al pasar de los años se constituyó en una parroquia a medida que la conformación de algunos barrios, que ahora forman parte de él, se sumaban.

Cuando todavía pertenecía a la jurisdicción de Zámbiza, según sus moradores, Llano Chico era un anexo y como tal no tenía mucha atención por lo que no evidenció ningún progreso. No disponían de carretera, alcantarillado y agua potable, infraestructura, en fin.

Cuando en 1944 por pedido de los miembros de la comuna de Llano Chico se declara como parroquia civil independiente, desde entonces la organización de la junta parroquial ha logrado significativos avances para el sector.

En la actualidad cuenta con alcantarillado, agua potable, líneas telefónicas, asfaltado, "pero todavía queda más por hacer", dijo don Simbaña, que vive desde niño aquí y en él ha visto crecer a sus hijos y nietos.
 
El deporte
También es una de las parroquias que más practica el fútbol y ha puesto el interés de impulsar el deporte en mujeres y hombres.

La liga de mujeres presenta un buen nivel de juego con respecto a otras ligas barriales. Los juegos siempre se desarrollan el fin de semana.

El parque central
El parque de Llano Chico es el escenario de encuentro de sus moradores, pues aquí se realizan eventos culturales, artísticos y ferias, en fechas especiales como las fiestas de parroquialización y de Quito.

Por ejemplo en las fiestas se realizan exhibiciones de artesanías elaboradas por los propios moradores del sector.

Pero si quiere deleitarse de platos típicos puede ir a la piscina de Llano Chico, ubicada al lado derecho del parque, a la feria de comidas que ofrece variedad de platos todos los domingos.

Datos
Barrio
>Llano Chico es una parroquia rural que se encuentra a 35 minutos del centro de Quito, sobre la meseta de Guanguiltagua al norte de la ciudad.

>Tiene una extensión de 7.57 Km., en donde viven aproximadamente 6 mil 135 habitantes, de los cuales 3 mil 175 son mujeres y 2 mil 960 son hombres.

>Se constituyó como parroquia independiente el 17 de septiembre de 1944, en el gobierno de José María Velasco Ibarra.

GALERIA DE VIDEOS