Hólger Velásteguí es un patriarca de la radiodifusión

SEP, 04, 2016 |

Constancia. Hólger Velasteguí Domínguez tiene 58 años involucrado en el mundo de la radio, actividad que le apasiona.

 

 

Por: Lorena Melo Mieles
 

 


Una noche de gratitud y solidaridad hubo en el homenaje a Hólger Velasteguí Domínguez.

Con su sonrisa singular y su abrazo fraterno, así recibió Hólger Velasteguí a cada una de las personas que asistieron al homenaje organizado por el Centro de Desarrollo Social, (Credes), como parte de la programación preparada por los 50 años de cantonización de Santo Domingo.

“Realmente estoy emocionado, como nunca en mi vida, por haber recibido este homenaje, sumamente extraordinario que me da más vida, para continuar junto a ustedes trabajando por una gran provincia, para dejar un legado muy grande para nuestras futuras generaciones” , fue parte del discurso de don Hólger, como lo conocen sus amigos y allegados.

La alegría se le notó en cada una de las palabras que pronunció, dejando entrever su satisfacción por haber servido a la parroquia, cantón y provincia.



Inicios


Habló de sus inicios en Santo Domingo con radio Zaracay, que empezó a sonar el 29 de septiembre de 1959, transmitiendo con un equipo pequeño, que solamente se escuchaba en el parque central y sus alrededores.

“La gente me ofrecía todo su apoyo, para que la radio se escuche a nivel nacional y mediante un crédito en el Banco de Fomento y el préstamo de un amigo se instalaron nuevos equipos de mayor potencia, y el anhelo de la gente se hizo realidad, la radio se escuchó nítidamente en todo el país y al sur de Colombia”, puntualizó.

Destacó que gracias a su experiencia, por haber trabajado como locutor y publicista en radios de Quito y Guayaquil, este medio de comunicación se ganó la simpatía del público, por la acertada programación noticiosa que enfocaba temas del acontecer regional y promovió el cooperativismo como una forma de unidad y de trabajo.

A través de la radio se realzaba el talento nacional con música. “Por las noticias que se escuchaban la gente quería venir a Santo Domingo a colonizar esta zona, así fue como radio Zaracay se convirtió en la única forma de comunicarse con sus familiares enviándoles comunicados y mensajes musicales”.



Homenaje

Como una noche en la que flotaba en el ambiente y se respiraba gratitud y solidaridad, fue calificado el homenaje a este radiodifusor, que se desarrolló en el salón de banquetes del hotel Zaracay, concitando la concurrencia de cientos de personas entre amistades, excolaboradores, familiares, colaboradores, autoridades y dirigentes de organizaciones e instituciones que respondieron a la iniciativa e invitación del Credes.

El acto empezó puntualmente a las 20:00, conforme estuvo programado, con la interpretación magistral de varias melodías en violín a cargo de Fabián Andino. La mesa directiva la integraron líderes institucionales.

El ofrecimiento del programa lo realizó Víctor Hugo Torres, director ejecutivo del Credes, refiriéndose a los antecedentes y trascendencia de los 58 años de vida radial del homenajeado y su paso por la función pública, desempeñando funciones de elección popular como concejal, consejero provincial, diputado de Pichincha y alcalde del Santo Domingo.

De la autoría de Gonzalo Yépez Palma se ofreció un video que recogió importantes pasajes de la vida pública de Hólger Velasteguí, para ser complementada con la apología de su vida y obra, disertada por Juan Cabrera Azanza.

El reconocimiento a su labor y liderazgo se concretó en la entrega de placas y acuerdos que sintetizan en sentir de la comunidad por el aporte entregado para el crecimiento y desarrollo de Santo Domingo y la región.






EL DATO

Dos medios de comunicación de su propiedad, aportan para el desarrollo de la provincia Tsáchila.



Su vida

Hólger Velasteguí Domínguez nació en el barrio El Calvario de la parroquia Quisapincha, cantón Ambato, provincia del Tungurahua el 30 de diciembre de 1934, hijo de Nicolás Velasteguí y Cleotilde Domínguez, a sus casi 82 años es el patriarca de una generación de radiodifusores secundada por su esposa Angélica Ramírez y sus hijos Hólger Kénnedy, Perikles y su nieto Fred Velasteguí.


Trayectoria


Fue en 1959 cuando llega a Santo Domingo de los Colorados por la vía a Chiriboga, tierra fértil en la que germina la idea de hacer radio y no con pocas dificultades, limitaciones y necesidades nace el radiodifusor. A lo largo de 58 años, el aporte de Radio Zaracay su mentalizador y propietario se fueron constituyendo en un referente dentro y fuera de Santo Domingo para los migrantes, colonos, damnificados, etc., que atendiendo los “llamados” de Radio Zaracay llegaban a esta tierra.


GALERIA DE VIDEOS