La eliminación de la Supercom genera criterios positivos en comunicadores lojanos

MAY, 16, 2018 | 03:00

SITUACIÓN. La Supercom llevó adelante procesos en contra de diversos medios de comunicación del país. (Foto archivo)

Entrevistados aducen que el ente se dedicaba a perseguir a medios de comunicación.

La eliminación definitiva de la Superintendencia de Información y Comunicación (Supercom), que se incluye en las reformas a la Ley de Comunicación que están listas, según anunció anteanoche el presidente de la República, Lenín Moreno, es bien vista por periodistas de la localidad.

Para José Daniel Rengel, periodista y director de Radio Zapotillo, la supresión de la Supercom es la respuesta a un pedido que han venido formulando diversos medios de comunicación.

A su criterio, la Supercom “es una de las instituciones más nefastas del correísmo” donde sus funcionarios se dedicaban a “estar persiguiendo medios de comunicación, a periodistas, qué es lo que decían, en qué se equivocaban…”

Para él, el trabajo que realizó la Supercom ha sido “más represivo, impositivo”, y que su eliminación surge de los diálogos llevados a escala nacional.

Algo que critica Rengel es que el Estado gastó “miles de millones de dólares” para el funcionamiento de esta institución, destinando esos rubros en arriendos de edificios y pagos de personal.

El director de Radio Zapotillo recuerda además que el medio de comunicación que dirige, hasta el momento, ha pagado más de 10.000 dólares por multas derivadas de procesos que le siguió la Supercom. “Esta es la manera cómo actuaba la Supercom: se llevaron el pan de la familia de muchas personas que trabajamos en los medios de comunicación”, sentencia José Daniel Rengel, quien reitera que era necesaria la desaparición del ente.

Otro periodista de la localidad que aplaude la eliminación de la Supercom es Pablo Sanmartín Rodríguez, quien también ha desempeñado cargos como el de presidente del Colegio de Periodistas de Loja. Señala que esta institución nunca debió existir en la estructura orgánica del Estado. “Esta Superintendencia no estaba en la capacidad ni tenía el rango constitucional de poder juzgar lo que era la expresión y opinión que sí tiene rango constitucional y (…) es un derecho fundamental de la humanidad”, explica.

Menciona que más allá de perseguir a medios de comunicación, la Supercom, en su proceder, “violaba derechos fundamentales del ser humano”, como los derechos a opinar y expresarse.

Refiere que con esto se generó violencia en el proceso informativo de los medios de comunicación. “A ese nivel y a ese punto de violencia se llegó a través de la Supercom”, precisa.

Sanmartín Rodríguez manifiesta que una vez que se concrete la eliminación, la Asamblea Nacional debe convocar a quienes formaron parte de la Supercom para que expliquen bajo qué argumentos legales realizaron su trabajo.

TOME NOTA

El primer mandatario indicó que las reformas a la Ley de Comunicación surgen como resultado de las mesas de diálogo con sectores involucrados en el tema.

Comunicado de la Supercom

En su cuenta de Twitter, la Supercom (@SuperComEc), emitió un pronunciamiento sobre el tema. Ahí se indica que “como corresponde en un Estado de Derecho, respetará las decisiones y disposiciones que emitan los órganos e instancias pertinentes, en los plazos correspondientes. Mientras tanto, la gestión de la institución continuará para la protección de los derechos ciudadanos vigentes”.

Esta Superintendencia no estaba en la capacidad ni tenía el rango constitucional de poder juzgar lo que era la expresión y opinión…”

Pablo Sanmartín Rodríguez

Periodista lojano

GALERIA DE VIDEOS