Secciones   /   Variedades   /   Novena de Navidad

Día Primero

DIC, 16, 2018 |

PRESENTACION

El verdadero sentido de la Navidad

Señor, Navidad es el recuerdo de tu nacimiento entre nosotros, es la presencia de tu amor en nuestra familia y en nuestra sociedad. Navidad es certeza de que el Dios del Cielo y de la Tierra es nuestro Padre, que tú, Divino Niño, eres nuestro hermano.
Que esta reunión, junto a tu pesebre, nos aumente la fe en tu bondad, nos comprometa a vivir verdaderamente como hermanos, nos alimente de valor para matar el odio y sembrar la justicia y la paz. Divino Niño, enséñanos a comprender que donde hay amor y justicia, allí estas tú y allí también es Navidad.

Oración inicial para todos los días

¡Oh Divino Niño Jesús! Confiando en tu infinita misericordia y bondad quiero hacer esta novena para presentarte con sencillez mis necesidades espirituales y materiales. Cuando vivías entre los hombres, conversabas con tu padre celestial, en actitud confiada de adoración, alabanza, gratitud y petición. Así quiero que sea mi oración, especialmente en estos días de la novena. 


Tú eres nuestro intercesor ante el Padre; tú pediste por las necesidades de los hombres. Hoy te presento mis propias necesidades. Me acojo también a la intercesión de María, madre tuya y también mi madre, para que, como ella, me des fortaleza para aceptar y hacer siempre tu voluntad. Amén.

Oración final para todos los días

Acuérdate, ¡oh dulcísimo Niño Jesús!, que dijiste a la venerable Margarita del Santísimo Sacramento, y en persona suya a todos tus devotos, estas palabras tan consoladoras para nuestra pobre humanidad agobiada y doliente: “Todo lo que quieras pedir, pídelo por los méritos de mi infancia y nada te será negado”. Lleno de confianza en ti, ¡oh Jesús!, que eres la misma verdad, vengo a presentarte mis necesidades. Ayúdame a llevar una auténtica vida cristiana, para conseguir una eternidad feliz. Por los méritos infinitos de tu encarnación y de tu infancia, concédeme la gracia que te estoy pidiendo (aquí se expresa el favor que se quiere alcanzar). Me entrego a ti, oh Niño Omnipotente, seguro de que escucharás mi súplica y me fortalecerás en la esperanza. Amén.

Padre Nuestro


Padre nuestro que estás en el cielo, santificado sea tu nombre, venga a nosotros tu reino, hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo. Danos hoy nuestro pan de cada día, perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden, no nos dejes caer en la tentación y líbranos del mal. 
Amén

Ave María


Dios te salve María, llena eres de gracia, el Señor es contigo, bendita eres entre todas las mujeres y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús. Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros los pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. 
Amén

Gloria


Gloria al Padre,  al Hijo y al Espíritu Santo. Como era en el principio, ahora y siempre por los siglos de los siglos. 
Amén.
 

DIA PRIMERO

La Virgen María

1. SALUDO

Hoy estamos aquí para prepararnos juntos al nacimiento del Señor. Queremos orar con él, escuchar su palabra y meditarla. En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

 
2. ORACIÓN INICIAL

3. PRESENTACIÓN DEL PERSONAJE DEL DÍA

Hoy vamos a meditar la figura de María. Ella fue la primera en recibir la noticia del nacimiento del Salvador.
 

4. LECTURA BÍBLICA

Al sexto mes, el ángel Gabriel fue enviado por Dios a una ciudad de Galilea, llamada Nazaret, en busca de una joven virgen, María, que estaba comprometida en matrimonio con José. Llegó el ángel hasta ella y le dijo: “Alégrate, llena de gracia, el Señor está contigo”. María quedó muy conmovida al oír estas palabras y se preguntaba qué significaría tal saludo. Pero el ángel le dijo: “No temas, María, porque has encontrado el favor de Dios. Concebirás en tu seno y darás a luz un hijo, al que pondrás el nombre de Jesús. Será grande y justamente será llamado Hijo del Altísimo. El Señor Dios le dará el trono de su antepasado David; gobernará por siempre al pueblo de Jacob y su reinado no terminará jamás”. María entonces dijo al ángel: “¿Cómo puede ser eso, si yo soy virgen?” y él contestó: “El Espíritu Santo descenderá sobre ti y el poder del Altísimo te cubrirá con su sombra; por eso el niño santo que nacerá de ti será llamado Hijo de Dios. También tu parienta Isabel está esperando un hijo en su vejez y aunque no podía tener familia, se encuentra ya en el sexto mes del embarazo. Para Dios, nada es imposible”. Palabra del Señor.
 

5. Oraciones

Padre Nuestro. Ave María. Gloria
 

6. MEDITACIÓN 

En esta lectura se nos presenta a María como aquella que está a la escucha de la palabra y recibe la misión de ser la madre de Dios. Ella, sin embargo, presenta sus dudas al ángel y recibe la prueba de la maternidad de Isabel que demuestra que para Dios nada es imposible. ¿Medito yo diariamente la palabra de Dios? ¿Voy descubriendo la voluntad de Dios para mi vida? ¿Cuáles son las preguntas que me surgen de la escucha de su voluntad? ¿Es mi respuesta un sí abierto a recibir a Jesús en mi vida?
 

7.  VILLANCICOS

8.  ORACIÓN FINAL

Villancicos


Bienvenido seas
Bienvenido seas, mi niño adorado
Bienvenido seas, mi niño de amor (bis)

Ángeles, santos por mi adoradle
Al dios y amante, nació en portal (bis)

Tiembla de frío, entre pajas y heno,
mi dulce dueño, mi tierno amor.
Verbo encarnado, flor de la altura,
fragante y suave, luz de Belén;

ángeles, santos por mi adoradle
al dios y amante, nació en el portal (bis)

Tiembla de frío, entre pajas y heno
Mi dulce dueño, mi tierno amor (bis)

Bienvenido seas, mi niño adorado.
Bienvenido seas, mi niño de amor. (bis)

 



Campana sobre campana

Campana sobre campana,
y sobre campana una,
asómate a la ventana,
verás al Niño en la cuna.

Belén, campanas de Belén,
que los ángeles tocan,
¿qué nueva me traéis?

Recogido tu rebaño,
¿a dónde vas pastorcillo?
Voy a llevar al portal
requesón, manteca y vino.

Belén, campanas de Belén,
que los ángeles tocan,
¿qué nuevas me traéis?

Campana sobre campana,
y sobre campana dos,
asómate a esa ventana,
porque ha nacido Dios.

Belén, campanas de Belén,
que los ángeles tocan,
¿qué nueva me traéis?

Campana sobre campana,
y sobre campana tres,
en una Cruz a esta hora,
el Niño va a padecer.

Belén, campanas de Belén,
que los ángeles tocan,
¿qué nueva me traéis?

Navidad, Navidad
Navidad, Navidad
Hoy es Navidad.
Con campanas este día
Hay que festejar.
Navidad, Navidad
porque ya nació
ayer noche, Nochebuena,
El niñito Dios.

Más Noticias De Novena de Navidad

Día cuarto

Miércoles, 19 de diciembre de 2018 | | Presentación Queridas familias y comunidades de fe: Los obispos, junto al Papa Francisco, el pasado octubre nos reunimos para celebrar el Sínodo (asamblea) sobre los “Jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional”.