En Pungara Urco está la casa del diablo

MAR, 05, 2019 |

AFLUENTE. Dicen que por los ríos de la zona están los diablos. (Foto: wholehumanwellness)

Cuentan los relatos que quienes pasan por este lugar no vuelven más y no se sabe de su rastro.
 

Muchas historias se han tejido en los diferentes pueblos ancestrales que se encuentran en Ecuador. Estas son parte de su cultura y algunas leyendas, incluso, se basan en hechos reales. A continuación, ‘Cuentos y Leyendas de la Amazonía’ muestra un relato de la Amazonía, llamado ‘Pungara Urco: la casa del diablo’

Misteriosas desapariciones 


Mucho antes de que los jesuitas llegaran a Loreto y Archidona, un puñado de indígenas kichwas vivía en las faldas del cerro Pungara Urco (cerro de brea), hoy comunidad de San Pedro, al oriente del actual centro poblado de Muyuna. 


En esos días, cuatro niños desaparecieron en el río. Por más que los buscaron no encontraron ninguna huella; así pasaron varios meses, hasta que dos mujeres que salieron en busca de agua no retornaron jamás. 


Muy preocupados por esta situación, se reunieron los moradores del lugar para consultar a sus guías espirituales, los brujos. El más anciano, pero también el más famoso de ellos, vivía en las faldas del Chiuta. 


Junto con él hicieron los ayunos rituales tres brujos más, durante cuatro días bebieron esencia de ayahuasca y guando y al final estuvieron de acuerdo con afirmar que aquel peligroso lugar donde ocurrieron las desapariciones estaba asentado sobre un antiguo cementerio y que los ‘supais’ (diablos) eran dueños de ese lugar, porque algunas almas les pertenecían. 


Los brujos tratan de ayudar


Los ‘bancos’ (poderosos brujos) dijeron que para alejar a los espíritus era necesario emplear algunas hierbas ceremoniales y mucho ayuno, pero que además tenían que cancelar el precio estipulado, el cual consistía en cuatro ‘guanganas’ (sajinos) y cuatro canoas llenas de pescado ahumado. Efectuado el pago, los brujos se dedicaron a la tarea de exorcizar aquel siniestro sitio; por las tardes, uno de ellos, el que estaba de turno, acompañaba a las mujeres y a los niños hasta el río y les mostraba las piedras negras, donde vivían los diablos. 


Una noche especialmente oscura y lluviosa, los cuatro brujos se dirigieron al playón del río; llevaban consigo ollas, hierbas y algunos maitos, de los que ellos nunca dejaron ver su contenido. Nadie pudo asistir a la ceremonia de exorcismo, pero se escucharon con toda claridad insultos, gritos, maldiciones y silbidos. Luego llegó la lluvia fuerte, copiosa y persistente. Se incrementó el caudal de las aguas del río y los animales que viven en sus riveras enmudecieron. Al día siguiente, los brujos agotados pero satisfechos, informaron que expulsaron a los diablos y que estos se habían refugiado en el cerro de Pungara Urco; recomendaron no bañarse en el afluente cuando sus aguas crecieran, no lavar la ropa allí pasadas las 18:00 y no pescar carachamas durante la noche. Después de haber dicho esto, les brindaron chicha de chonta y pescado ahumado y cada quien se fue para su comunidad. 


Detrás del misterio 


Pasó el tiempo y cuando la normalidad parecía haber regresado a la comuna, en una hermosa tarde de sol y bulliciosos pericos, una bella y lustrosa guatusa llegó a una chacra, el dueño de la misma era un joven cazador. La siguió sigilosamente hasta el cerro del Pungara Urco y no volvió más. Sus amigos y familiares angustiados lo fueron a buscar, encontraron varios senderos misteriosos y escucharon silbidos escalofriantes, que los invitaban a perderse en la selva. La gente temerosa tuvo que regresar y del cazador no se supo nada más. (PT)

NARRACIONES. En las casas de las distintas nacionalidades se escuchan muchos relatos. (Foto: Archivo la Hora)

Mejor no caer  en la tentación


°   En Luna llena, casi al filo de la medianoche, quienes por desgracia se aventuran a pasar cerca del cerro de Pungara Urco o se atreven a caminar a través de este, escuchan espantados gritos desgarradores, seguidos de una risa diabólica, que se alarga insistentemente como un eco. Y son pocos los que han podido escapar a este reclamo. A veces por los potreros o chacras de la comunidad de San Pedro se dejan  ver venados, guatusas, sajinos y pavas del monte. Ya nadie los persigue. Estos animales son los diablos, que buscan tentar a los hombres para atraerlos al centro del Pungara Urco y no dejarlos regresar jamás.

Más Noticias De Intercultural

La diversidad artística de un chibuleo recorre todo el país

| Arte, cultura, cosmovisión andina… demuestra Sayri Lligalo, un artista plástico de este pueblo.

Los artesanos de Zamora Chinchipe con nuevo espacio para mostrar su producción

Martes, 21 de mayo de 2019 | | Hasta diciembre se cumplirán las ferias provinciales artesanales en Yantzaza.

Creencias afroesmeraldeñas mantienen vivos a algunos personajes

Lunes, 20 de mayo de 2019 | | Fernando Palacios Mateus ha recogido las manifestaciones culturales de esta población en un libro.

La fiesta del Kasama 20 años después

Domingo, 19 de mayo de 2019 | | Hace algún tiempo, los tsáchilas dejaron de festejar el Nuevo Amanecer.

El Pasillo, protagonista en Ecuador del Día Internacional de los Museos

Sábado, 18 de mayo de 2019 | | Este género es una de las expresiones que forman parte de las vivencias culturales del país.

El arte de elaborar alpargatas de cabuya a mano

Viernes, 17 de mayo de 2019 | | Las manos son la herramienta de esta tradición, que se ha mantenido por años.

El canto, la danza y los rituales son la identidad de los eperas

Jueves, 16 de mayo de 2019 | | A pesar de las adversidades y de las invisibilidades, esos actos mantienen a salvo sus raíces.

Palenquis expone el alma montuvia de Los Ríos

Miércoles, 15 de mayo de 2019 | | Este grupo de danza lleva aproximadamente 13 años de trayectoria interpretando el folclor costeño.

La diversidad lingüística está en Ecuador

Martes, 14 de mayo de 2019 | | La oralidad de los pueblos ancestrales se niega a de-saparecer. Es parte de su identidad.

Quisapincha, un potencial turístico de Ecuador

Lunes, 13 de mayo de 2019 | | La parroquia tiene 18 comunidades y unos 15 mil habitantes que tratan de mantener la esencia de su cultura.

Ceviches con gusto latino en el puerto mediterráneo de Génova

Domingo, 12 de mayo de 2019 | | Una combinación de sabores ecuatorianos y mexicanos se presentó en esta ciudad de Italia.

Diálogo por la cultura en Santo Domingo de los Tsáchilas

Domingo, 12 de mayo de 2019 | | En este espacio, dedicado también al turismo cultural, el Secretario de Estado atestiguó los saberes, prácticas y técnicas ancestrales resguardadas y revitalizadas por esta nacionalidad.

Se incorpora la medicina tradicional coreana en Santo Domingo de los Tsáchilas

Viernes, 10 de mayo de 2019 | | El servicio de la medicina milenaria coreana es una alternativa para sanar diferentes enfermedades.

Remendar y crear redes de pesca, un oficio tradicional en Esmeraldas

Jueves, 09 de mayo de 2019 | | La malla y los cabos pueden ser elaborados con fibra natural como el cáñamo, el algodón o el nylon.

Rasgos africanos están presentes en instrumentos afroecuatorianos

Miércoles, 08 de mayo de 2019 | | La influencia se ve marcada en las canciones y también en los diferentes materiales sonoros.