Coqueteo y bravura en los bailes de marimba en Esmeraldas

FEB, 06, 2020 |

Redacción ESMERALDAS

Fabriciano es un personaje de los relatos esmeraldeños. No se sabe si existió. La leyenda cuenta que tenía un temperamento resuelto. Decía, con firmeza, que era un “hombre volao”, haciendo alusión a que no dudaría en utilizar su machete en contra de cualquiera que intentara galantear a su mujer.

Su bravura es ahora representada en una danza folclórica que lleva su nombre, acompañada de los sonidos de la marimba, el cununo (especie de tambor), el guasá (instrumento de sacudimiento), además de las voces de las cantoras que repiten una y otra vez: “Yo soy Fabriciano, carajo, un hombre muy volao, carajo, y el que me la toca…”.

Pero esto va más allá de la violencia, y es más bien una forma de representar ese cortejo que utiliza el negro de la ‘Provincia verde’ para ‘atrapar’ a una mujer.

Hombre perseverante 
“Para enamorar, nuestros viejos se vestían de blanco, incluido el pañuelo que usaban para bailar. También, se destacaban por el zapateo frenético que ahora lo vemos en la danza del bambuco (género musical de origen colombiano)”, precisa el folclorista Jonathan Minota. 

Añade que en cada galanteo estaba la perseverancia por tener al amor de su negra, ya que la mujer al principio no cedía con los piropos.

A través del baile de la marimba, también se ven reflejadas otras costumbres del pueblo negro que, en el caso de Ecuador, se encuentra en mayor número en Esmeraldas, explica Minota. “El cómo pescaban, cosechaban en las campiñas y lavaban el oro están caracterizados en sus bailes”, dice. La divinidad y las fiestas patronales –agrega– tienen un capítulo aparte, pero entrelazado en las costumbres y tradiciones del pueblo afro. 

Por esa razón, la adoración a los santos, el canto de arrullos y chigualos (composiciones en verso) para cuando muere un niño, siguen en su gente, ligada fuertemente con la marimba.

Rituales 
Elaborar el ‘Piano de la selva’, como se conoce a la marimba en la ‘Provincia verde’, tiene otro ritual. Los canutos (especie de planta) son cortados cuidadosamente a una medida específica, para generar la resonancia deseada. Mientras que las teclas, fabricadas con pambil,incluso, son extraídas preferentemente en Luna menguante.

Jonathan Minota, director de la agrupación cultural Tierra Negra, comenta que tiene claro el valor de la marimba y todo su conjunto, por eso habla de ella con orgullo. Menciona que la difunde en cada viaje, dentro y fuera de Esmeraldas. (MGQ)