Amenaza bélica

JUL, 28, 2020 | - Por RODRIGO SANTILLAN PERALBO

Fuerzas militares de Estados Unidos y la OTAN se han instalado cerca de las fronteras con Rusia, además, buques y aviones de guerra amenazan constantemente a esa potencia que reacciona con acciones contundentes que, en cualquier instante, pueden originar colisiones que desencadenen una guerra que, al parecer, solo Trump y sus halcones la desean en tiempos de campaña electoral que los republicanos no quieren perder. Para ganar la reelección Trump podría ordenar una invasión militar a Venezuela, pero la peligrosa situación no es solo contra Rusia o el país sudamericano, sino también contra China con la que han tenido varios incidentes militares.

Las relaciones diplomáticas entre Washington y Pekín se han deteriorado drásticamente desde que comenzó la guerra comercial por la intransigencia de Trump que se cree el amo del mundo. Tan graves son las relaciones que la Casa Blanca ha ordenado el cierre definitivo del consulado chino en Houston, en tanto que China, ordenaría el cierre del consulado estadounidense en Wuhan. En cualquier momento la guerra fría de Estados Unidos contra Rusia y China podría volverse caliente y el mundo que conocemos, posiblemente, llegaría a su fin.

La Casa Blanca ha ordenado el despliegue de un aparataje militar que cope el Mar de China Meridional para “detener” el avance de Pekín en esa zona, y apropiarse de varias islas que contendrían petróleo y otros minerales. Después de la II Guerra Mundial, Estados Unidos impuso al Japón varias medidas económicas e instaló poderosas bases militares con las ha dominado mares e islas de esa zona terráquea.

El Secretario de Estado Mike Pompeo agrava la escalada al declarar que Estados Unidos controlará la región y pedirá apoyo a sus aliados para “acabar con el comunismo chino”. ¡Qué locura!

[email protected]

COMENTA CON EL AUTOR

[email protected]